• Home  / 
  • Consejos
  •  /  Entrenando para una prueba ciclista (I)

Entrenando para una prueba ciclista (I)

Si llevas cierto tiempo entrenando  quieres ir un poco más allá y tienes pensado participar en una prueba ciclista, te vamos a ofrecer una serie de consejos útiles repartidos en diferentes entradas para que tengas en cuenta esos pequeños detalles que te ayudarán a que tu participación en el evento sea lo más satisfactoria posible y puedas ir adquiriendo tanto experiencia como resistencia física entre otros aspectos.

evento-ciclista

Elegir el evento acorde a nuestras capacidades

A lo largo del año se realizan un gran número de marchas ciclistas de diferentes distancias, por lo que podremos elegir la que mejor se adapte a nosotros: si tiene pendientes, el terreno es completamente llano, etc. Nosotros sabemos cuáles son nuestros límites y a lo que estamos acostumbrados por lo que no nos costará demasiado elegir una prueba ciclista determinada.

Elegir la distancia adecuada

Todos conocemos, o deberíamos, conocer nuestras limitaciones, por ello si estamos acostumbrados a hacer 50 kilómetros a buen ritmo, inscribirse en una prueba de 100 kilómetros puede ser algo osado. Todo llegará con el tiempo, pero siempre es mejor buscar aquella prueba que sea más acorde con lo que estamos acostumbrados a hacer sobre la bicicleta.

Entrenamiento

Si ya se tiene decidida la prueba a la que se va a ir y se conoce el recorrido con bastante antelación, siempre es una buena idea hacer esa ruta no solo para conocer la carretera sino para ir acostumbrándose. Si el marcha tiene bastantes subidas, nunca está de más entrenar en alguna zona elevada próxima a nuestra ciudad para ir acostumbrando a las piernas para ese día.

Enganche/desenganche

Aunque cuando se está acostumbrado no es ningún problema, si queréis ir preparados a una prueba ciclista no podéis olvidaros de poner unos pedales de enganche y tener las botas correspondientes. Hay que practicar bastante el enganche/desenganche para tener más confianza y poder circular con más tranquilidad, sin molestos resbalones.

Ir con amigos o apuntarse a un club

Ir con amigos es una forma de motivarse para salir a rodar, y mucho más si se hace con un club ciclista, un grupo de amigos que se ayudan en todo momento en la carretera y donde se realizan escapadas de diferentes dificultades, para que todo el mundo pueda disfrutar de ellas.

En sucesivas entradas iremos recomendándote diferentes consejos para que puedas prepararte de la mejor manera posible de cara a tu participación en un evento ciclista.

Leave a comment: